Trucos para conseguir una mesa original en Navidad

Aunque no lo parezca, tenemos Navidad a la vuelta de la esquina. Las fiestas de Navidad son especiales, son momentos de reunirse con la familia y amigos, de disfrutar de un ambiente festivo y de pasarlo bien. Por eso, es tan importante que todo lo que rodea estas comilonas cree una atmosfera navideña acogedora.

 

Si tienes invitados en casa este año en esta época del año y no sabes cómo vestir la mesa de tu comedor para la ocasión, en el blog de hoy te proponemos algunos trucos para conseguir una mesa que no dejará indiferente a nadie.

 

Vamos a partir de la base de que, en temas de decoración, cada uno tiene sus propios gustos. Por eso, antes de nada, piensa con qué estilo quieres decorar la mesa para Navidad. Una vez tomada la decisión, escoge cada detalle minuciosamente, busca elementos en consonancia, poniendo algún objeto decorativo que sirva como contraste. Así, conseguirás un espacio lleno de armonía. Eso sí, no caigas en recargarlo demasiado.

Mantelería para Navidad

La elección del mantel es uno de los puntos clave. Antes de escogerlo, se debe tener en cuenta la vajilla que se va a utilizar para Navidad, pues es importante que sean tonalidades que queden bien y que, si hubiera contraste, fuera agradable a la vista.

 

Una vez dicho esto, te aconsejamos que mires los manteles que tienes por casa teniendo en cuenta sus dimensiones y su estilo. Y es que, no necesariamente tiene que ser de la temática que estas fechas nos rodean; puedes vestir la mesa con mantel y servilletas en tonos claros y añadir un toque navideño con otros elementos que más adelante comentaremos. Así, conseguirás una mesa sencilla, elegante y que combina con todo.

Existen infinidad de opciones si eres de las personas que prefieren manteles o servilletas con algún detalle. Los estampados navideños y los cuadros escoceses, añadirán un toque acogedor a tu mesa. Eso sí, mucho cuidado en no recargar la mesa; opta por una vajilla blanca y un centro de mesa sencillo.

Si quieres prescindir de mantel para poder lucir tu mesa de comedor, vístela usando ramas de pino, flores o velas. Y es que la Navidad no tiene por qué ser recargada, excesiva o artificial.

Los manteles individuales son también una excelente opción y un paso intermedio entre poner o no mantel. Si no encuentras de tu gusto, puedes acudir a una tienda de telas y hacerlos tú mismo con el tejido que más te guste.

Vajilla para Navidad

Lo más habitual en muchas casas, es sacar la vajilla “buena” para la comida de Navidad y, aunque es sin duda todo un acierto, puedes también utilizar cualquier tipo de vajilla que tengas en casa, variando el color de las típicas vajillas de porcelana blancas. Así, aportarás un toque personal y diferente a tu mesa de comedor.

Te recomendamos que pongas un bajo plato; no para utilizarse, sino más bien a modo decorativo.  No es obligatorio poner este tipo de platos, pero dan mucho mayor volumen a la mesa de Navidad. Además, los puedes encontrar  de muchos materiales; desde madera, hasta porcelana.

Cubertería para Navidad

Como pasa con la vajilla, en Navidad también se acostumbra a sacar la cubertería “buena”. Sin embargo, puedes optar por algo más arriesgado y escoger una diferente a la que todos conocemos. Y es que existen infinidad de colores y formas, tal y como te mostramos en las imágenes.

 

Si quieres seguir el protocolo, recuerda los tenedores siempre van a la izquierda del plato y que el orden de los cubiertos va en el sentido inverso en el que se vayan a utilizar, es decir, primero irá el tenedor de los entrantes y por último el del segundo plato, que será el que esté más pegado al plato. Los cubiertos que se utilicen para el postre, se colocan encima del plato de presentación.

Cristalería de Navidad

Como siempre, puedes optar por utilizar la cristalería elegante que tengas en casa o puedes elegir una cristalería original; es cuestión de tus gustos.

 

El protocolo indica que el orden de la cristalería es: primero el vaso de agua, a la derecha la copa del vino tinto y la siguiente será la copa del vino blanco. Las copas para el brindis se colocan posteriormente para que la mesa no se vea saturada.

Los centros de mesa de Navidad

Los centros de mesa son claves para que tu mesa de Navidad no pase desapercibida. Hay muchas ideas diferentes y a cual más bonita. Solo necesitas creatividad y nuestro pequeño empujoncito.

Poner velas en la mesa navideña, así como un bonito centro de mesa es siempre una buena opción. Es más, uno de los centros navideños que está en tendencia es, rodear con piñas y ramas de pino, una vela. También puedes optar por colocar por toda la mesa velas de diferentes formas y tamaños.